Menú Principal

Clics de vista de contenido : 60277

Manchukuo. Por Don Joaquín Martínez Buils

Manchukuo, el País de Manchuria (1932-1945)

 

El otro día adquirí cinco monedas con caracteres chinos, lotos y dragones, muy exóticas. No parecían ni nuevas ni antiguas. El vendedor me dijo que eran de Manchukuo, un país que se creó a partir de una provincia china y que fue soberano o independiente durante algunos años hasta el final de la Segunda Guerra Mundial.

 

Es siempre intrigante averiguar hechos históricos a partir de unas monedas, al fin y al cabo es una de las funciones de la numismática. En este caso no es un descubrimiento para la humanidad sino para uno mismo, pero a efectos particulares es igual de importante.

 

 

Una vez en casa las he clasificado del siguiente modo:

 

Moneda UNO: en el anverso tiene una flor de loto rodeada de ideogramas, algunos de ellos indican que se trata el año 3 de la era del reinado Ta-Tung, lo que se corresponde con el año 1934. En el reverso aparecen los ideogramas en el centro, envueltos por dos dragones enfrentados. La denominación de la moneda es “chiao” que corresponde a 10 fen ó céntimos de yuan de manchukuo.

 

Moneda DOS: loto con ideogramas, igual que moneda uno, pero aquí indican que se trata el año 1 de la era del reinado Kang-te, lo que se corresponde también con el año 1934 (luego explicaré qué paso en 1934). En vez de indicar el año 1 con número se indica con el ideograma “primero”. Reverso igual que moneda uno.

 

Moneda TRES y CUATRO: loto con ideogramas, igual que moneda uno, pero aquí indican que se trata de los años 5 y 6 de la era del reinado Kang-te, lo que se corresponde con los años 1938 y 1939. Reverso igual que moneda uno.

 

Moneda CINCO: posee un diseño distinto y es un poco más pequeña que la anterior, en el anverso tiene la cabeza de un dragón de frente y en el reverso el símbolo nacional de Manchuria, y corresponde al año 7 de la era del reinado Kang-te, es decir, a 1940. Tambièn se trata de un chiao.

 

Estas monedas se enmarcar en la historia como sigue:

 

Desde el siglo XIX Japón y China estuvieron envueltas en conflictos territoriales. En 1911 la china imperial cede el poder a la revolución y se establece una república. Japón necesita aumentar sus recursos y comienza su expansión hacia territorios continentales, estableciendo varios gobiernos títere en diversas regiones y países antes y durante la segunda guerra mundial. Uno de estos casos será la provincia de Manchuria, que pasó de estar bajo la influencia de la Rusia zarista a la influencia de Japón a principios del siglo XX en temas relacionados con la construcción del ferrocarril. El caso es que la influencia y poder japonés van incrementando con inmigración, comercio, minería e industria, que culminan con un conflicto que se resolverá con la ocupación militar de Japón y el nombramiento en 1932 del Gran estado Manchú y 1934 el Gran Imperio de Manchukuo, que se prolongará hasta 1945 que es devuelto a China.

 

Los japoneses colocaron como jefe del nuevo estado al emperador chino derrocado en 1911, y lo elevaron a título de emperador en 1934. Por esta razón la moneda UNO corresponde al Gran Estado y la moneda DOS al Gran Imperio, siendo ambas de 1934, lo que indica que la primera se acuñó antes de este cambio de denominación, que implica un cambio de era para los orientales, si bien la persona jefe de estado seguía siendo la misma con otro título. Como se ha dicho se trata de un gobierno marioneta y las decisiones eran tomadas por los japoneses, que  mantenían el control de todo.

 

Es curioso que este estado solo fue reconocido por algunos países y en diferentes momentos. Por ejemplo, en 1934 la Sociedad de Naciones consideraba este territorio como parte de China. Más tarde, los países aliados como la Alemania nazi, Italia y Francia de Vichy reconocieron este estado, y antes de 1942 incluso España o el Vaticano llegaron a aceptarlo como país independiente.

 

Aunque el idioma oficial era el chino, se hizo obligatorio el aprendizaje del japonés en las escuelas, y se produjo una migración planificada de casi un millón de japoneses que fueron repatriados a Japón al finalizar la guerra.

 

Así es como tengo un trozo más de historia en la colección de monedas.